Legumeat® posee alta versatilidad en la cocina y prepararlo es rápido y sencillo: hay que hidratarlo en caldo o agua caliente, o directamente en una salsa que elaboraste que esté más líquida de lo habitual para que la hidratación sea óptima.

Nuestros productos pueden ser preparados la plancha, horneados, guisados, rebozados o fritos.

También puedes utilizar Legumeat® como ingrediente para hamburguesas, croquetas, albóndigas, salsas para pasta o pizza, etc.

Prueba nuestras recetas y ¡disfruta!

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar